top of page

Sostenibilidad

El comercio es la forma en que nos acercamos y nos conectamos con nuevas personas, lugares y culturas. Es la forma en que compartimos bienes, ideas, habilidades y tecnologías. En el mejor de los casos, el comercio es un acelerador del intercambio de conocimientos, prosperidad y bienestar.

La industria marítima ayuda a garantizar que los beneficios del comercio se distribuyan de manera más equitativa. Ningún país es totalmente autosuficiente, y cada país requiere del comercio marítimo para vender lo que tiene y comprar lo que necesita.

Gracias al sector marítimo, las economías en desarrollo han podido exportar sus productos a todo el mundo, creando puestos de trabajo y mejorando el nivel de vida de sus poblaciones.
La industria marítima es un sector de vital importancia para el desarrollo de los países. Alrededor de 50.000 buques mercantes, matriculados en más de 150 países y atendidos por más de un millón de profesionales marítimos de casi todas las nacionalidades, transportan todo tipo de mercancías a nivel internacional.

A medida que aumenta la prosperidad, también lo hacen sus niveles de educación, y los países pueden construir industrias más avanzadas en lugar de enviar sus materias primas, creando más empleos calificados y mejorando aún más la calidad de vida.

El transporte marítimo es la primera industria verdaderamente global del mundo y hace que la economía global funcione. Al conectar países, mercados, negocios y personas, el transporte marítimo hace posible comprar y vender bienes a una escala nunca antes posible. Y como consumidores, nos hemos acostumbrado a ver productos de todo el mundo disponibles en las tiendas físicas y virtuales que visitamos.

Más del 90% del Transporte de Mercancía mundial se hace por mar.

bottom of page